Javier Cortes el 29 de marzo de 2009 en la plaza las Ventas de Madrid Leyenda urbana del mar de aguas subterraneas bajo #Matrix - Yo soy rebelde tendencias #14d 2014

El que habla, su siempre cansino servidor pero con gusto tan empachao de tanta tontería como cualquiera pero cansao también porque fue o fui o vuelvo a ser testigo, to repite más que la paella con colorantes de cena de otra persecución como cualquier otra jauría de lobos realmente inhumanos contra otro u otros humanos que se bestializan con la diferencia questa vez el Lute pa la ocasión pueden ser varios, una nueva especie de fantasmas socialnacionales actuando al mismo tiempo en varias autonomías, que la inseguridad y el miedo llenan las arcas de los tiranos que van a asustarnos otra vez. Enotra tiranía anterior mis asombraos ojos inmaduros empezaos a engañar por la tele hueca de cualquier significao que no fuera el vacío y la necedad más absurdas, también recién convidaos a la vida muchos coincidiendo con el primer salto del astronauta Neil Armstrong sobre la superficie cenicienta de la Luna desde la nave Gemini 8 lanzada a su vez desdel cohete Apollo 11 el 21 de julio de 1969 a las 3:56:20 UTC lo mezclaron con el retrato con calidad de fotocopia futura del también futuro abogao con brazo en cabestrillo, barba y pómulos radiografiaos de presidiario, muy parecida la estampa al fusilao de Goya lo que comparado con los astronautas del Apollo 11 le daba al Lute un aire entre intelectual y cultural de hondo calao en la España profunda. Pero que nadie se engañe, no hubo, no hay ni habrá ningún Lute, ningún hermano pequeño del Farruquito, ningún Anglés, ninguna Rocío, ningún calvo de Villaconejos, ninguna Madelaine ni lo que nos echen en sus vídeos de humo metemiedos ques lo que más votos les rebosa, votos del miedo como el cabo, el caparazón ideológico hueco que prolonga su mesiánica tiranía socialnacional. ¿Qué o quién sería Ama Rosa sin guionista o guionistas? Alvin W. Gouldner presenta El futuro de los intelectuales y el ascenso de la nueva clase como un marco de referencia, tesis, conjeturas, argumentos y una perspectiva histórica sobre el papel de los intelectuales en la lucha de clases internacional. Presenta a los intelectuales entendidos en sentido amplio como personas de ambos sexos que se ganan la vida con las letras y los números como clase social triunfadora sobre la anquilosada burguesía que se había impuesto a su vez sobre la mortecina nobleza y esto había ocurrido ya en los también caducados regímenes autodenominados socialistas más claramente incluso que en los países de economía capitalista con formas de tiranías nacionalistas de distintas caras a cual peor, pues en estas últimas se conservan fosilizados o disecados según los casos restos de las noblezas y las burguesías de otros tiempos. Según el profesor Gouldner una vez alcanzado el poder, como por ejemplo las burguesías inglesas y centroeuropeas respecto de las noblezas imperialistas, los instrumentos necesarios pa conseguirlo se convierten en caparazones ideológicos huecos como la concha de una tortuga y se conservan como rituales sin ningún significado, común periódico clerical sin propaganda electoral, común barómetro de opinión sin votación mediante, empate cantao y en nuestro caso y en nuestro tiempo los relatos de nuevos o renovados o multiplicados de tos los Lutes del mundo, también los de Portugal les valen, lástima que no dejen investigar al policía que se parecía a Colombo, el de la gabardina y el palillo, nunca se sabrá la verdad pero se trata de eso precisamente, los fiscales y parafiscales que dirigen los procesos paralelos de humo, cuantos más mejor, trufan de terror sus relatos y repasan los papeles que van a interpretar en las teles de las tiranías de contubernio donde haga falta con sus personajillos idiotizaos durante años con pastillas atadoras de nervios, neurolépticos severamente adictivos, pagados de presupuestos de impuestos a tocateja, sin el descuento de la Seguridad Social pues están prohibidos, que les desfiguran los ojos estrábicos, como perdidos tan característicos. La verdad, aunque sólo sea buscarla o que la busquen es lo que les molesta en esos casos o relatos de conveniencia. Bueno sí y el dale con dale Rubalcaba se vió obligao a quitarle el autobús al rockero madriLeño RM, a quitarle otro coche que tenía, a quitarle el coche a su representante, a su hijo y al hermano pequeño, otro poeta urbano no pudo quitarle el coche porque no tenía, pero le quitó el carné.
- Hala, RM majete o te rapas ahora mismo la melena por la gloria de las niñas & los niños huérfanos que cantan la Lotería Nacional o te vas pa Miami con los tuyos, pero RM se puso cabezón, claro dijo que él lo único que hacía en el autobús era escribir una mezcla de endecasílabos ó versos de 11 sílabas, 1 más 1 menos y heptasílabos ó versos de 7 ó de 8 ó de 6 en los quiebros de las canciones, y yo qué sé apuntó RM agitando la melena pa espantar al pasmarote disfrazao que por atrás le tomaba medidas a la pelambre haciendo como que hacía fotos, que si quería el dale con dale Rubalcaba que le encadenara a las verjas de la Biblioteca Nacional esquina Colón, pero que le dejara la guitarra y el ampli, que él no iba a pedir, sólo a cantar pa pasar el ratillo mientras le veía la gente. Que si quería el dale con dale Rubalcaba se movía en tren de cercanías, en metro o en bus y que si no le dejaban tampoco moverse en el transporte público, se dijo que eso lo dijo por Gallardòón, se apuntaba al Club de Marathonianos de Leganés y echarnos obras, pero que no se iba pa Miami y punto. Los fotógrafos empezaron a pagarle 10 € por cada imagen que le quitaban, un poco más que a las punkis de Trafalgar Square en London pero pa los gastos, que sobre lo que hacen las punkis con la pasta que sacan na se sabe, con RM no dio resultado porque tenía varios miles de dôûbles sólo en Madrid y alrededores y el darle las pelas después de haberle hecho unas fotos a 1 que simplemente tenía el pelo largo y chupa vaquera daba lugar a equívocos por lo que se tuvo que dejar de hacer.
- Convoco en una manifa a mis dôûbles, quemamos la cárcel Carabanchel y nadie sabe qién ha sío de tos los que somos ni con toas las cámaras que nos graben, tengo más dôûbles que Mister Bean, amenazó el rockero sublevao. Se permitió que volvieran a reunirse los Fresa, los Ñu y los Leño que quedaban con el equipo de sonido de época, que sin reguladores eso sonó como un trueno cuando lo enchufaron a una farola que hasta salió gente asustada de la Biblioteca Nacional y qué concierto se marcaron donde la Castellana se junta con Recoletos, a la vista del dedo descubridor pa pagar el multazo que le tuvo que pegar a RM el dale con dale Rubalcaba. Se grabó pa repetirlo por si hay que repetirlo en los medios de comunicación cuando convenga como se graba la circulación a pie y a máquinas desde cámaras objetivas como la de la sangre por dentro, se registra el resplandor de la ciudad inquieta, su luminosidad reflejada en el suelo y en las nubes cuando las hay, la sierra en los fondos Norte y Noroeste con invitación a la nieve que quema cuando se la empieza a tocar, el sonido de los monitores de pulsaciones, el lamento ululante de las sirenas que se eleva o decrece pero no se apaga con un off. Vivo en la carretera, el blues del autobús, no corras que es peor. Alguien corre, alguien trata de pillarlo, homo hominis lupus est, los humanos somos lobos pa los humanos, 1000 muertos, mutilados, heridos, aplastados contra el volante todas las noches, golpes, robos, estrangulamientos, violaciones y asesinatos. El drama de la soledad con fiebre, de los sollozos dolorosos contra la luz del sendero paso a paso. Al fondo queda la ciudad rebosando de gente plena de orgullo que se pierde en el vacío solitario de la opulencia. Sigo buscando lugares tranquilos bajo el Sol pa menear los recuerdos un rato. Canta el poeta de la imagen, de la vida, de la muerte, del cuerpo, de la carretera, del autobús, poeta comuna ola. Golpes de actividad, golpe de actuación, ¿cuando no canta, qué hace RM? El dale, dale con dale Rubalcaba le devolvió el autobús, ¿andandará?

Share